Zaruma, Portovelo y Atahualpa: Hubo clausura, retiro de libadores y citaciones a dueños de locales

En Zaruma, Portovelo y Atahualpa, las comisarías nacionales y las jefaturas políticas continúan activadas con los arduos controles para evitar las aglomeraciones, el no cumplimiento de las normas de bioseguridad y el irrespeto al orden público, factores que contribuyen a la potencial expansión del coronavirus.

Al respecto, el gobernador Danny Gámez, expresó que la vigilancia en todo el territorio provincial es prioridad y que así lo consideran quienes son parte del equipo de seguridad de la Gobernación de El Oro.

“En cada cantón estamos presentes con planificación y ejecución de operativos, los cuales a más de garantizar la seguridad ciudadana y la convivencia pacífica, propenden a detener el avance del virus”, manifestó el ejecutivo provincial.

Zaruma: Clausura

El comisario nacional de Zaruma, Hernán Carrión indicó que durante control de expendio de bebidas alcohólicas se evidenció que en una heladería se estaba vendiendo cervezas.

“El permiso de funcionamiento de ese local no es de bar y por lo tanto, la venta de licor le está vedada. Dialogamos con el administrador para explicarle que estaba contraviniendo el Artículo 21, literal 1 del Acuerdo Ministerial 0069”, argumentó Carrión.

El funcionario dijo que en la activación estuvieron el jefe político, Wilman Romero; el representante de la Comisaría Municipal y los efectivos de la Policía Nacional del Ecuador.

Portovelo: citación y cacheos

En Portovelo, la jefa política Paola Pacheco, encargada de la Comisaría Nacional reportó que en una de los patrullajes nocturnos por la capital cantonal, se topó con que algunos establecimientos continuaban atendiendo al público, pese a que ya habían pasado las 23h00.

“Lo reiteramos, los locales deben estar cerrados a las 11 de la noche. Eso significa que  a las 22h30 ya deben estar recogiendo el menaje, cerrando caja y poniendo todo a punto para no pasarse de la hora de cierre dispuesta por el Comité de Operaciones de Emergencia, COE, Cantonal de Portovelo”, señaló la  comisaria.

Por lo expuesto, la funcionaria refirió que en el sector El Paraíso se extendió una citación para que el encargado de una tienda acuda a la Comisaría Nacional y se comprometa con respetar el horario de funcionamiento.

Según Pacheco, las visitas se extendieron hasta un poco más de la medianoche y se patrullaron los barrios El Osorio, 28 de Noviembre y Florida. Agregó que hubo retiro de libadores y verificación de que las licorerías estuvieran cerradas.

Atahualpa: citación en una tienda

Otra citación se extendió en Atahualpa por parte de la comisaria nacional, Cinthya Loayza, quien realizó operativo con la jefa política Élida Manzanares con la finalidad de establecer el cumplimiento de los protocolos de bioseguridad.

“La Policía Nacional nos pasó una alerta y acudimos a la calle juan Vásquez en la ciudad de Paccha. El problema era que cuatro ciudadanos bebían licor en el área adyacente a una tienda; lo cual está prohibido por la normativa”, comentó la comisaria.

De su lado, la jefa política mencionó que cuando quienes libaban se percataron de la presencia de las autoridades, ingresaron al interior del establecimiento. Cuando tocaron a la puerta, la propietaria las atendió.

Se le solicitó el permiso de funcionamiento, verificando que se encontraba actualizado, y se le explicó que el permitir el consumo de bebidas alcohólicas en el espacio adjunto al local se considera una infracción.

“De hecho, en el Artículo 19 del Acuerdo Ministerial 0069, literal 3 así se estipula y pese a que la dueña dijo desconocer aquello, su situación no la exime de cumplimiento. Le hice la citación para que se comprometa con no volver a permitir que beban en la zona circundante a la tienda”, puntualizó la comisaria nacional.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *